St. Ives y la piel de naranja.


Quién no ha sufrido de esta ODIOSA molestia? no se si todas, lo que si se es que hasta modelos la han tenido, afortunadamente para nosotras ya hay mil y un productos en el mercado que nos ayudan a contrarrestarla, pero eso no es suficiente, también tenemos que combinarlo con una buena rutina de ejercicios y una alimentación balanceada.

Como mujeres tenemos muchas ventajas físicas, espirituales y psicológicas, pero no todo es perfecto y también somos muy vulnerables genéticamente en cuanto a acumular más grasa en ciertas zonas de nuestro cuerpo y a que el consumo excesivo de sal, la falta de ejercicio, fumar, beber bebidas carbonatadas y hasta el uso de ropa ajustada puedan ser algunos factores que ayuden a que la Piel de Naranja o también conocida como “Celulitis” hagan su aparición en nuestra bella piel.

st_ives-PN_350St Ives, sabe que ninguna mujer desea tener la molesta Piel de Naranja, así que entre la línea de cremas corporales que maneja, tiene una específicamente para este problema, que no solo ayuda a resolverlo, tambien proporciona humectación gracias a que contiene MicroSmooth Complex: un compuesto de té verde, cafeína y extractos cítricos que te ayudan a tonificar e hidratar tu piel así que como dicen por ahí, “se matan dos pájaros de un tiro” y es que el el té verde es reconocido por ayudar a combatir los radicales libres. La cafeína se enfoca en la “grasa atrapada” ayudando a mejorar la apariencia de la “piel de naranja”. Mientras que los extractos cítricos ayudan a rejuvenecer y energizar la piel, y es por esto que St Ives nos da los siguientes tips.

– Aplica la crema dos veces al día de preferencia, y acompáñalo con un masaje donde tengas este “pequeño problemita”

– Toma suficiente agua.

– Mantén una buena alimentación que incluya alimentos bajos en grasa y ricos en fibra.

– Realiza ejercicio para tonificar las piernas, muslos, abdomen y cadera.

Y como ejemplo de los ejercicios que puedes realizar St. Ives nos da la siguiente propuesta.

  1. Zancadas: Colócate de pie con las piernas ligeramente separadas, da un paso hacia delante y flexiona la pierna en un ángulo de 90 grados. Mantén tu torso recto. La pierna deberás doblarla hacia abajo y en dirección al suelo. Repite 15 veces y cambia de pierna.
  2. Sentadillas: Coloca los pies a la altura de los hombros y dobla lentamente las rodillas hasta que los muslos queden paralelos al suelo. Mantén esta posición unos segundos y repite.
  3. Patada arriba. Colócate en cuatro puntos sobre el suelo. Levanta la pierna derecha, dobla la rodilla y patea hacia arriba. Al terminar, baja lentamente y cambia de pie.
  4. Elevación de cadera: Recostada boca arriba con las piernas flexionadas, apoya las plantas de los pies en el suelo y coloca tus brazos a un costado. Eleva tu abdomen y mantén la posición por 15 segundos.
  5. Realiza ejercicio aeróbico: Correr, trotar o hasta caminar durante 45 minutos, dos veces por semana, te traerá grandes beneficios.

Solo recuerda que si hace rato no haces ejercicio tienes que comenzar poco a poco, lo recomendable es comenzar por caminata pues comienzas a tomar condición física y de paso te sirve para relajarte, en lo personal me ha funcionado perfecto, recuerda que tu cuerpo es perfecto y te va a ir indicando hasta donde debes llegar.

Recuerda, no dejes de seguirme en  Twitter: @Mit_Rangel ,  InstagramGoogle+, ó en FB Café con Esencia de Mujer , Hasta la próxima!.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s